Dacriocistorrinostomía

La dacriocistorrinostom√≠a, es una intervenci√≥n quir√ļrgica con gran avance en los √ļltimos a√Īos, por la mejora en el abordaje endonasal con los endoscopios. Presenta resultados similares a otras t√©cnicas empleadas en lo referente a la permeabilidad de la v√≠a lacrimal, sin embargo, tiene unas modificaciones en la t√©cnica quir√ļrgica que hace que se produzca una mejor recuperaci√≥n postoperatoria de la mucosa, ya que presenta un car√°cter m√°s funcional y menos agresivo, mejorando la relaci√≥n coste-beneficio.

Cuando el paciente presenta una obstrucci√≥n de las v√≠as lagrimales, se exterioriza mediante la formaci√≥n de l√°grimas de manera constante, para solucionar este escenario, se realiza esta intervenci√≥n quir√ļrgica que consiste en crear un nuevo conducto de drenaje con el tejido del propio paciente.¬†

Las vías lagrimales están situadas entre el ojo y la nariz, permitiendo evacuar el lagrimeo del ojo, pero debemos tener en cuenta que en ocasiones pueden obstruirse. En caso de no poder drenar las lágrimas por vía interna, se realiza por vía exterior, provocando un lagrimeo constante u ojos llorosos.

Por tanto, mediante esta técnica, se restablece la comunicación entre el saco lagrimal y las fosas nasales, al crear un nuevo conducto. Se trata de una intervención ambulatoria, con anestesia local y sedación o con anestesia general. Generalmente el paciente es dado de alta el mismo día de la intervención.

Preoperatorio

Se llevará a cabo una consulta presencial con el médico especialista. En ella se realizará una exploración física completa y confirmación de patologías previas, así como circunstancias personales o familiares.  De manera general previamente a la intervención se realizarán:

  • Examen oftalmol√≥gico completo y examen de la zona palpebral y periocular.
  • Irrigaci√≥n de la v√≠a lagrimal en consulta, este procedimiento se realiza inyectando una soluci√≥n salina en la v√≠a lagrimal, para localizar la zona en la que se encuentra la obstrucci√≥n.
  • Dacrioescintigraf√≠a, consiste en instilar una gota de un trazador y captar cu√°l es el recorrido de este mediante una secuencia gammagr√°fica. Se realiza en algunas ocasiones.

Intervención

La dacriocistorrinostom√≠a es una cirug√≠a recanalizadora. Durante la intervenci√≥n el m√©dico especialista, coloca en la v√≠a lagrimal una sonda de silicona de forma temporal, estos act√ļan como molde del nuevo conducto lagrimal, consiguiendo de esta manera que la l√°grima pueda drenar bien cuando finalice el postoperatorio. Esta sonda se deber√° llevar durante 6 semanas, aunque esto puede variar seg√ļn el paciente y criterio del especialista.¬†

Encontramos diversas t√©cnicas de dacriocistorrinostom√≠a, seg√ļn el acceso o la tecnolog√≠a empleada, cada una de ellas presenta sus ventajas e inconvenientes, es por ello por lo que se debe valorar cada caso en particular, realizando un tratamiento individualizado:

  • Dacriocistorrinostom√≠a l√°ser, se trata de la cirug√≠a m√°s simple, y con m√≠nimas repercusiones f√≠sicas para el paciente, se emplea una fibra √≥ptica en contacto con la pared interna del saco lagrimal, para posteriormente realizar una serie de impactos l√°ser que facilitan la formaci√≥n del nuevo conducto. Se considera una t√©cnica innovadora, al no producir cicatrices.
  • Dacriocistorrinostom√≠a por v√≠a externa, es la t√©cnica cl√°sica, se efect√ļa una incisi√≥n peque√Īa e imperceptible en la piel de la base de la nariz.
  • Dacriocistorrinostom√≠a por v√≠a interna (endonasal), la cirug√≠a se realiza por medio de una endoscopia v√≠a nasal, esta t√©cnica presenta diversas ventajas, ya que evita que se realicen las incisiones en la piel, y adem√°s permite tratar otras patolog√≠as nasales como sinusitis, p√≥lipos‚Ķ

Postoperatorio

Tras la intervención el médico especialista ocluye el ojo operado del paciente alrededor de 24 horas, para posteriormente proceder a su revisión. Conjuntamente se realiza un taponamiento nasal durante el primer día.

De manera general, el paciente seguirá con un tratamiento antibiótico y antiinflamatorio de forma oral y tópica. Se citará para revisión por el especialista en las 4-12 semanas y también a los 6 meses, para de esta manera ir controlando la evolución de la cicatrización y la permeabilidad de la vía lagrimal. 

Durante los primeros d√≠as, principalmente las primeras 72 horas despu√©s de la intervenci√≥n es posible la sensaci√≥n de cuerpo extra√Īo, ojo rojo, y lagrimeo persistente.

Los resultados se observar√°n a los dos meses de la intervenci√≥n quir√ļrgica.

Dacriocistorrinostomia, Roberto Secondi, Catalu√Īa.
Descubre más casos aquí

Preguntas frecuentes

Este tratamiento, se encuentra indicado para pacientes que presentan un lagrimeo intenso, o infecciones repetidas del saco lagrimal.

De manera general, no suelen existir complicaciones, salvo una leve inflamación palpebral que se resuelve de manera espontánea en unos días. Suele ser frecuente la presencia de sangrado o infección.

La complicación más frecuente es que se produzca el cierre del conducto nasolagrimal, por la formación de tejido fibroso, lo que requeriría una nueva intervención.

Este tratamiento es efectivo en la mayor√≠a de los casos, produciendo una disminuci√≥n importante de la sintomatolog√≠a del paciente, as√≠ como la disminuci√≥n del lagrimeo y la desaparici√≥n de las lega√Īas. No obstante, debemos tener en cuenta la situaci√≥n individual de cada paciente.

Se deberá valorar cuál es la mejor opción para cada persona. Este tendrá que ser consensuado, con la situación y preferencia del paciente, así como la referencia del médico especialista. No obstante, hay casos en los que la cirugía láser, es la mejor opción al ser una cirugía rápida, sin necesidad de incisiones. De manera que llega a ser una cirugía limpia y segura, con un postoperatorio rápido y sin abundantes signos de inflamación. A pesar de ello, presenta menos tasas de éxitos en contraposición a otras técnicas.  En base a esto la dacriocistorrinostomía por vía externa sigue siendo la más utilizada, a pesar de tener que realizar una incisión, presenta una alta tasa de éxito, obteniendo más del 90% de las veces el resultado esperado.

El 90% de los casos de dacriocistorrinostom√≠a externa son exitosos, as√≠ como el 60% de los procesos de dacriocistorrinostom√≠a laser. No obstante, debemos tener en cuenta que ninguna intervenci√≥n quir√ļrgica ofrece resultados garantizados absolutos.¬†

En caso de fallo de la primera cirugía se puede intentar subsanar con una repetición de la operación.